Publicidad


La Dermatitis Atópica II volver

Imprimir Enviar a un amigo

Factores Influyentes y Desencadenantes


Las manifestaciones clínicas van a depender de la interacción de una serie de factores tales como: genéticos, inmunológicos, y no inmunológicos, contacto con alergenos y agentes de contacto, factores alimentarios, y climáticos.

Factores Genéticos

El síndrome atópico está condicionado genéticamente. Si uno o ambos padres presenta atopia del mismo tipo su hijo tiene más posibilidades de desarrollar un fenotipo similar.

Factores Inmunológicos

Existe una elevación del nivel de las IgE, en el 80% de los casos responsable de los mecanismos de hipersensibilidad y hace que se desencadene una respuesta inmune caracterizada por la degranulación de los mastocitos y basófilos. La liberalización de histamina y serotonina contenidas en estos gránulos es en gran medida responsable del prurito cutáneo, síntoma característico de esta enfermedad. Los niveles de IgE aumentan aún más en caso de que exista de forma asociada asma o rinitis alérgica.

Además los pacientes que sufren esta patología se les detecta una variación en las poblaciones linfocitarias.

Factores no Inmunológicos

Como la alteracón de los lípidos cutáneos. Personas con DA presentan en la barrera lipídica intercelular del estrato córneo cosfolípidos en alta proporcion en la superficie epidérmica, en cambio las ceramidas (moléculas de cohesion) son muy escasas. El resultado es una desintegración del compartimento lipídico y un aumento de la pérdida de agua a través de la epidermis.

Además tiende a haber un mayor número de estafilococos, incluso sin evidencia clínica de infección.

Agentes de Contacto y Alergenos

Elementos tales como el Níquel, Cobalto, fragancias, Bálsamo del Perú, lana, plumas, polen, pelos de animales, etc. producen una afectación de la función barrera de la piel del paciente atópico.

Alimentos

Pueden participar en las reacciones de urticaria características de las DA.

Factores Climáticos

Habitualmente en invierno existe un empeoramiento de los síntomas de la DA y se produce una mejoría en verano.

Principales Alteraciones

Alteraciones Cutáneas

Las anomalías en el metabolismo de los ácidos grasos esenciales pueden explicar la piel seca característica de la DA.

La piel seca contribuye al prurito, síntoma más importante y como consecuencia a un mayor rascado y a un mayor eccema, que puede conllevar a una liquenificación. El estrato córneo al estar alterado es incapaz de retener agua, lo que provoca grietas que exponen a las capas subyacentes de la piel al contacto directo con agentes irritantes y alergenos. Además la piel seca es también consecuencia de la Ictiosis vulgar, enfermedad frecuentemente asociada a la DA (50%), aunque se desconoce si ambas enfermedades están genéticamente relacionadas.

Alteraciones del Metabolismo Lipídico

Existe una relación entre los ácidos grasos esenciales (función estructural de la capa córnea) y la DA.

Alteraciones Vasculares

En los individuos con DA existe el denominado dermografismo blanco, que consiste en que cuando frotamos la piel afectada de un paciente se origina una respuesta de palidez. Además los pacientes que sufren esta patología presentan bajos niveles de AMP cíclico intracelular en los leucocitos mononucleares, que conllevaría a una respuesta inflamatoria exagerada.

Alteraciones en Secreción de Sudor

Debido a que la capa córnea de los pacientes con DA está deshidratada, el sudor es rápidamente absorbido ejerciendo una acción irritante. Muchos de los pacientes empeoran al sudar debido a la oclusión y a la excreción de alergenos ingeridos o a derivados del propio sudor.

Alteraciones Psicológicas

Cualquier situación de estrés emocional puede exacerbar nuevos brotes de lesiones.

Fecha última Inserción/Actualización: 17/04/2013

Tu Farmacéutico te aconseja, pregúntale cualquier duda